7 formas de prevenir lesiones practicando running

Por medio de estas 7 formas puedes prevenir lesiones practicando running

7 formas de prevenir lesiones practicando running

7 formas de prevenir lesiones practicando running

Como tantas cosas que surgen, nos encontramos con el running que es algo tan simple como una carrera y como deporte se ha puesto tan de moda. Si bien realizar ejercicios es esencial para mantener una buena salud, suele pasar que nos causamos lesiones por hacerlo sin tener conocimiento de lo que vamos a realizar. Por medio de este articulo vamos facilitarles 7 pautas para que puedan tener en cuenta al momento de realiza running y prevenir posibles lesiones.

 

 

Pensar en mejorar nuestra salud, la condición física a través de la práctica que permite un aumento en la sociabilidad en una búsqueda constante de logros que nos generan un esfuerzo de superación impulsa a volcarse a la práctica del running más seguido. Pero debemos tener claro que la realización de esta carrera nos hará sentir ciertas molestias físicas, por lo que nos hemos propuesto como objetivo informarles cuales son las lesiones que sufren los corredores y algunos concejos que pueden seguir para prevenir que las sufran.

 

Las lesiones más frecuentes en la práctica de este deporte

 

  • Síndrome de la rodilla del corredor (cintilla iliotibial): Es una lesión muy común entre los corredores por el sobre uso que afecta a la banda iliotibial y se caracteriza por la aparición de dolor en la cara lateral de la rodilla, donde se produce una ficción entre la cintilla y el epicóndilo lateral femoral en el trayecto de la carrera.

 

  • Fascitis plantar: Es el tejido grueso en la planta del pie que conecta el calcáneo a los dedos y crea el arco del pie. El síntoma más común es el dolor y la rigidez en la parte inferior del talón por medio de una inflamación y el dolor puede aparecer de manera lenta con el tiempo o de repente después de una actividad intensa.

 

  • Lesión muscular: Las llamadas lesiones deportivas, es una anomalía dolorosa que se produce a nivel muscular siendo sus causas debidas a un exceso de esfuerzo o golpe externo, consiste en la rotura parcial o total de las fibras musculares, donde los problemas se asocian a la parte posterior del muslo, en la musculatura isquiotibial.

 

  • Periostitis tibial: La periostitis es la inflamación del periostio que es el nexo de unión entre el hueso (en este caso la tibia) y los gemelos, tíbiales y peroné, se localiza en la cara interna de la espinilla. Esta es una lesión ósea que genera un dolor en la parte interna y tercio inferior de la tibia como consecuencia de la inflamación de la membrana que la recubre.

 

  • Fractura por estrés:Se considera fractura a la falta de continuidad en una estructura ósea, el resultado viene dado por una reiteración de fuerzas o micro traumatismos de bajo impacto. Se trata de microrroturas óseas como consecuencia de los múltiples impactos y las zonas más afectadas son la tibia, el peroné y los metatarsos. Si las agresiones son muy seguidas, los daños superan la capacidad reparadora, es entonces cuando se rompe el equilibrio destrucción-reparación, y se crea una fractura por estrés.

 

¿Cómo podemos prevenir estas lesiones?

Más allá del tratamiento que necesiten los distintos tipos de lesiones, hay una serie de pautas que se deben tener en cuenta para evitarlas, por lo que les acercamos una serie de consejos para entrenar sin que sea un sufrimiento:

1. Realiza un buen calentamiento: Antes de realizar cualquier ejercicio, el precalentamiento debe durar entre 15 y 20 minutos, dependiendo de la actividad y del estado físico de cada persona, debe ser progresiva la intensidad para preparar el cuerpo.

 

2. Fortalece y estira: Estar ocupado no es razón para no hacer ejercicio, es bueno tomar unos minutos para estirar y fortalecer tu cuerpo en casa, lo que nos aportará una mayor protección de las estructuras pasivas como los huesos, ligamentos y tendones.

 

3. Corre por diferentes terrenos: A la hora de salir a correr debemos tener en cuenta la importancia del terreno en el que vamos a desarrollar esta actividad, ya que de ello dependerá el rendimiento que tengas a lo largo de la carrera, por lo que es esencial planificar el recorrido que va a realizar, tener en cuenta los terrenos blandos (tierra y hierba) para proteger sus articulaciones. Evitar el exceso de las carreras por asfalto para prevenir posibles lesiones óseas y tendinosas.

 

4. Realiza ejercicios de técnica de carrera: correr técnicamente bien nos ayudará a hacerlo más rápido, con menos esfuerzo y con menos posibilidad de lesionarnos. Es importante mejorar la técnica de carrera, así como la forma de pisar, ayudando a correr de una manera más saludable, agregando ejercicios de skipping, zancadas, a tus prácticas. Caminar de puntillas o con la parte externa del pie es otra alternativa que nos ayudará a fortalecer esa zona.

 

5. Respeta el principio de progresión: Nuestro organismo cuenta con la capacidad de resistir progresivamente a esfuerzos cada vez más grandes, pero es importante tener una planificación de los entrenamientos. Para que podamos lograr un aumento en la condición física es necesario aumentar de forma gradual el ejercicio. Es importante tomar en cuenta que las cargas de entrenamiento deben tener directa relación con el nivel de rendimiento.

 

6. Varía tu entrenamiento: Cuando realizamos el mismo entrenamiento durante un largo tiempo, el cuerpo sufre un proceso de adaptación por el que rinde menos y en algunos casos no existe. En tus prácticas de running, puede que no rindas como al principio, por lo que es recomendable realizar otras actividades que pueden ayudare a mantener en buena forma para seguir con mucho más entusiasmo la carrera

 

7. Busca asesoramiento profesional: La actividad física es esencial para el mantenimiento y mejora de la salud, como la prevención de las enfermedades, para todos y a cualquier edad. La actividad física contribuye a la prolongación de la vida y a mejorar su calidad, donde la coordinación motriz es la capacidad para desarrollar movimientos con precisión y suavidad, por lo que por medio del running podemos realizar esta una actividad ya que requiere una buena planificación.

Escribe un comentario